in

La morosidad de la banca cae en junio hasta el 4,4%, su nivel más bajo desde marzo de 2009 | Compañías

La morosidad de la banca española ha vuelto a niveles mínimos que no se registraban desde 2009. Según la última serie estadística publicada hoy por le Banco de España, relativa al mes de junio, la morosidad de los créditos concedidos por los bancos, cajas y cooperativas a particulares y empresas cayó al 4,4%, frente al 4,55% de mayo, cuando había aumentado ligeramente.

De hecho, esa ratio del 4,4% es el nivel más bajo registrado desde marzo de 2009, cuando se situó en el 4,26%. Entonces comenzó una escalada mes tras mes que llevaría a tocar máximos históricos en diciembre de 2013, con el 13,62%. Por su parte, los créditos dudosos también disminuyeron en un 1,76% hasta 54.218 millones de euros, el volumen más bajo de los últimos años.

Además, según los datos provisionales del Banco de España el volumen de crédito whole aumentó un 1,6% en junio hasta los 1,232 billones de euros, después de que en los dos meses anteriores se hubiera producido una desaceleración de los préstamos concedidos.

La ratio de morosidad es uno de los indicadores que más estrechamente vigilan los supervisores bancarios debido a que se espera un repunte en cuanto vayan venciendo los plazos para devolver los préstamos concedidos durante la pandemia del Covid-19 para paliar las necesidades de liquidez de particulares y empresas.

Hasta ahora no se ha reflejado un aumento en las estadísticas gracias a las medidas para contener la disaster, como las moratorias de crédito y la ampliación de los vencimientos, pero en los últimos meses el Banco de España ya identificado los primeros indicios de un potencial deterioro en la calidad crediticia de los préstamos.

De esta forma indicó que ha apreciado un fuerte aumento del crédito en vigilancia especial (stage 2) que es aquel en el que el riesgo de impago ha aumentado significativamente desde su reconocimiento inicial, pero no o suficiente como para clasificarlo como dudoso. También ha venido alertando de que las señales de deterioro crediticio en las carteras de préstamos avalados y en moratoria son “significativamente superiores” a las del resto de carteras. Y es que, la mayoría de las moratorias vencían a lo largo del segundo trimestre.

What do you think?

Written by colin

Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Loading…

0

La firma de hipotecas sigue disparada frente al año de pandemia y sube un 41,2% en junio | Economía

Openbank busca ‘robar’ hipotecas rivales: pagará los gastos de subrogación | Mi dinero